Calu Rivero habló sobre su vuelta a la ficción

La actriz aseguró: “Llegué a pensar que iba a dejar de actuar para siempre'.
martes, 12 de febrero de 2019 · 11:40

Calu Rivero y Juan Darthés fueron pareja en la ficción "Dulce Amor" y protagonizaron varias escenas subidas de tono. Luego de eso la actriz abandonó la tira y tiempo después se conoció, que acusó a su compañero de acoso.

Tiempo atrás, cuando Calu hizo la denuncia, fue muy cuestionada y fueron pocos los que le creyeron. Muchos la trataron de exagerada y defendieron a Juan Darthés y otros, se mantuvieron al margen, incluidos varios colegas de la ficción. 

Sin embargo ahora, con el respaldo de muchísimas mujeres, la actriz volvió a la ficción como protagonista de "Campanas en la noche" la telenovela de Telefé. En diálogo con "DiarioShow" habló al respecto y se mostró muy feliz. 

“Es todo distinto para mí, soy otra Calu, más consciente, y sobre todas las cosas, con experiencia en muchos temas. Con una responsabilidad. Y ese camino te hace pensar en qué personaje quiero interpretar en la sociedad. Por eso la elección de ‘Campanas en la noche’", comentó. 

Y agregó: "Mi personaje Luciana es una mujer totalmente desdibujada por un novio que la maltrata y manipula. Toca fondo pero trata de salir y buscar la luz. Es interesante ese proceso de búsqueda. Encuentra amor propio y en Omar, que es Amador. Interpreto a una mujer real que descubre su fortaleza, es lo más interesante, por fin la historia de una mujer que no es un objeto”.

Y reveló: “Llegué a pensar que iba a dejar de actuar para siempre. Había tocado fondo y no sabía cómo iba a salir. Cuando estás desconectada de tu deseo y cualquiera te dice cualquier cosa y vos no sabés, no podés. En ese momento me preocupaba más mi persona que lo profesional. Yo sólo quería estar entera de nuevo. Hoy, volver a sentirme entera es un montón”.

Sobre sus compañeros de elenco y co-protagonistas (Federico Amador y Esteban Lamothe) dijo: “Hubo mucha química con los dos porque son grandes profesionales y personas. A Amador lo conocía, había compartido algunas escenas en otro trabajo. Y con Esteban fue una sorpresa total. Con los dos fue increíble el trabajo. Hablamos mucho antes, porque no es lo mismo una historia de enamoramiento, que una historia que ya viene de antes, con Esteban. Y con Fede nos permitimos jugar, como dos personajes supergenuinos que están atravesados por el dolor”.